¿PODRÁ SOBREVIVIR ESTE MUNDO?

Basado en hechos reales. (Doy fe)
Me encontraba en mi piso tranquilamente cuando de repente me sobresalté por el sonido del timbre de la puerta. Eran las siete y media de la tarde, y en la calle hacía un calor de los que tiraba de espaldas. No soy una persona que suela recibir muchas visitas sin previo aviso, además de que cuando alguien viene a verme llaman antes al telefonillo del portal para que les abra la puerta de la entrada del bloque.¿Quién podría ser?. Me dirigí hacia la puerta, pero antes de abrirla eché un vistazo por la mirilla para ver quién estaba al otro lado. Eran dos señoras de mediana edad con buena presencia que portaban unas carpetas negras. Empecé a elucubrar:¿Del circulo de lectores?,¿Vendedoras de seguros?,¿Gas natural?,¿Superoferta ONO ADSL+TV+Llamadas?,¿Alguna encuesta?....Para ellas era evidente mi presencia,ya que tenía el televisor encendido con música puesta a gran volumen y la mirilla precisamente no es muy discreta que digamos porque cuando la abres hace un ruido metálico desagradable. No tenía yo muchas ganas de aguantar a nadie esa tarde, así que me dí la vuelta y decidí no abrirles. Antes de llegar al sillón volvieron a tocar el timbre. Parecía que las señoras no se dieron por aludidas de que no quería saber nada de lo que me fueran a ofrecer, así que decidí aumentar el volumen de la música para que se percataran de que estaba allí y de que no les pensaba abrir. Ya se que puede parecer un gesto de mala educación, pero creo que uno en su casa tiene derecho a recibir a quien quiera y cuando quiera. Al momento escuché como tocaban el timbre del piso de al lado, así que bajé el volumen del televisor y me levanté. Entonces observé algo extraño en el suelo de la entrada. Era un folleto que me habían metido las señoras por debajo la puerta. Me agaché a cogerlo para ver lo que era y me encontré con esto:
La portada del folleto desde luego no apuntaba a nada de lo que había pensado anteriormente de a lo que venían las señoras...
Pero no fue hasta que abrí el panfleto cuando me dí cuenta de quienes eran realmente. Testigos de Jehová¡¡¡¡¡. No os imagináis la sensación de alivio que me entró de no haber abierto la puerta.
Lo primero que me llamó la atención fueron las ilustraciones gráficas del panfleto: Un bombardero, un niño desnutrido llorando, un enfermo agonizando en una UCI,una casa destrozada, y por último un dibujo de una escena de personas felices trabajando en el campo.
Después me fijé en algunos titulares mezclados con un tuttifrutti de versículos de la Biblia (o evangelios, no lo se la verdad)
Y finalmente, como la curiosidad mató al gato, hice estómago y me decidí a leerlo en profundidad, ya que para criticar algo hay que conocerlo antes.Transcribo el folleto:

¿Podrá sobrevivir este mundo?
Ninguna otra generación ha oído hablar tanto acerca del fin del mundo. Muchos temen que el mundo termine en un desastre nuclear. Otros creen que la contaminación pudiera destruirlo. A otros les inquieta la posibilidad de que el caos económico haga que masas de la humanidad se lancen unas contra otras.
¿Es realmente posible que este mundo termine? Si es posible, ¿qué significaría eso? ¿Ha terminado alguna vez un mundo antes?
Las teorías catastrofistas siempre se han dado a lo largo de la historia. Siempre han existido agoreros que han pronosticado el fin del mundo en muchas fechas desde la edad antigua hasta hoy. Según había oído antes, para esta gente (los testigos de Jehová) el mundo ya tendría que estar acabado desde el año 2000. Y estamos ya en el ¿2008?, aunque algunos, y siempre lo digo de broma, que se quedaron allá por el 75(los que me conocéis sabéis a quién me refiero).

Acaba un mundo, otro lo reemplaza
Sí, hubo un mundo que terminó. Considere al mundo que se hizo muy inicuo en los días de Noé. La Biblia explica: “El mundo de aquel tiempo sufrió destrucción cuando fue anegado en agua”. La Biblia también dice: “[Dios] no se contuvo de castigar a un mundo antiguo, sino que guardó en seguridad a Noé, predicador de justicia, con otras siete personas cuando trajo un diluvio sobre un mundo de gente impía”. (2 Pedro 2:5; 3:6.)
Note lo que significó y lo que no significó el fin de aquel mundo. No significó el fin de la humanidad. Noé y su familia sobrevivieron al Diluvio global. También subsistieron el planeta Tierra y los hermosos cielos estrellados. Lo que pereció fue “un mundo de gente impía”, un sistema de cosas inicuo.
Con el tiempo, a medida que la prole de Noé aumentó, se desarrolló otro mundo. Ese segundo mundo, o sistema de cosas, ha existido hasta nuestro mismo día. Su historia ha estado llena de guerras, delito y violencia. ¿Qué le sucederá a este mundo? ¿Podrá sobrevivir?

Bueno, para esta gente por lo que se ve hubo un mundo antes del diluvio universal y otro después del diluvio universal. Según ellos la historia de este segundo nuevo mundo está lleno de guerras, delito y violencia. Por supuesto que sí, pero , ¿y en el de antes del diluvio?.Si existió de verdad ese diluvio universal, aproximadamente se estima que ocurrió entre los años 2000-2300AC. Según ellos Dios no se contuvo en castigarlo por su maldad, y eliminar a toda la gente impía (¿Este que es Dios o Adolf Hitler?). ¿Qué nos quieren decir los TJ que Dios nos va a volver a castigar porque el mundo es malo y planea una nueva destrucción?. Hago esta pregunta en relación a otro tema del foro que dice que ¿Si existe Dios, por qué hay tanta maldad en el mundo?. Los TJ responsabilizan de la maldad al hombre, y no a Dios (en lo de que la maldad es responsabilidad del hombre estoy de acuerdo). Dios sería como el juez que imparte "la justicia divina", y en vez de hacer que seamos buenos, nos castiga con la destrucción de este mundo si somos malos. Ni que decir, que para mi esto son una sarta de falacias, porque para empezar no soy creyente y no creo en ningún ser divino.
El futuro de este mundo
Después de decir que el mundo de los días de Noé fue destruido, el relato bíblico continúa así: “Por la misma palabra los cielos y la tierra que existen ahora están guardados para fuego”. (2 Pedro 3:7.) Sí, como lo explica otro escritor bíblico: “El mundo [el que existe hoy] va pasando”. (1 Juan 2:17.)
Lo que la Biblia dice no significa que la Tierra literal ni los cielos estrellados pasarán, tal como no pasaron en los días de Noé. (Salmo 104:5.) Más bien, este mundo, con sus “cielos”, o gobernantes bajo la influencia de Satanás, y con su “tierra”, o sociedad humana, será destruido como si fuera por fuego. (Juan 14:30; 2 Corintios 4:4.) Es tan seguro que este mundo, o sistema de cosas, perecerá como es seguro que pereció el mundo antediluviano. Jesucristo hasta dijo que la situación de “los días de Noé” fue ejemplo de lo que sucedería precisamente antes del fin de este mundo. (Mateo 24:37-39.)
Es significativo el hecho de que cuando Jesús habló de los días de Noé lo hizo en respuesta a esta pregunta de sus apóstoles: “¿Qué señal habrá de tu venida, y del fin del mundo?”. (Mateo 24:3, Reina-Valera, 1934.) Los seguidores de Jesús sabían que este mundo terminaría. ¿Los atemorizaba esta perspectiva?
Al contrario; cuando Jesús describió sucesos que ocurrirían antes del fin del mundo instó a sus seguidores a regocijarse ‘porque su liberación se habría acercado’. (Lucas 21:28.) Sí, ¡se les libraría de Satanás y de su inicuo sistema de cosas y pasarían a un nuevo mundo pacífico! (2 Pedro 3:13.)
Pero ¿cuándo terminará este mundo? ¿Qué “señal” dio Jesús de su “venida, y del fin del mundo”?

Ufff, la cosa se complica, aparece Satanás¡¡¡¡. Bueno, entre el batiburrillo de citas de Pedro, Juan, Mateo y Lucas, nos dices que arderemos en fuego. Así que ya sabéis, el que quiera sobrevivir que se vaya preparando un buen traje ignífugo, jejejeje.
La señal
La palabra griega traducida aquí “venida” es pa·rou·sí·a, y significa “presencia”, es decir, en realidad hallarse a la mano. Por eso, el ver “la señal” no significaría que Cristo estaría por venir, sino que ya habría regresado y estaría presente. Significaría que ya habría empezado a gobernar invisiblemente como rey celestial y que pronto pondría fin a sus enemigos. (Revelación 12:7-12; Salmo 110:1, 2.)
Jesús no dio sencillamente un acontecimiento como “la señal”. Describió muchos sucesos y situaciones de alcance mundial. Todos estos se presentarían durante el tiempo que los escritores de la Biblia llamaron “los últimos días”. (2 Timoteo 3:1-5; 2 Pedro 3:3, 4.) Considere algunas de las cosas que Jesús predijo que serían indicación de “los últimos días”.

Jesús por lo visto ya está entre nosotros gobernando invisiblemente (y lo hace muy bien el tío lo de invisible porque nadie lo ha visto). Veamos las señales:
“Se levantará nación contra nación y reino contra reino.” (Mateo 24:7.) En tiempos modernos la guerra ha sido de mayor magnitud que en todo el pasado. Un historiador señaló lo siguiente: “La Primera Guerra Mundial [que empezó en 1914] fue la primera guerra ‘total’”. Sin embargo, la segunda guerra mundial fue mucho más destructiva. Y la guerra sigue causando daño por toda la Tierra. Sí, ¡las palabras de Jesús han tenido un cumplimiento dramático!

Coñooooo, menuda señal, si nos hemos estado dando estopa desde que el hombre es hombre. Es precisamente ahora cuando hay más paz que nunca (me refiero en comparación con los últimos siglos de nuestra era, no es que esté diciendo que hoy día no haya guerras).
“Habrá escaseces de alimento.” (Mateo 24:7.) Después de la I Guerra Mundial vino un hambre que quizás fue la mayor de toda la historia. También hubo hambre terrible después de la II Guerra Mundial. Un azote de desnutrición afecta hasta a la quinta parte de la población de la Tierra, y es causa de la muerte de unos 14.000.000 de niños cada año. ¡Ciertamente ha habido “escaseces de alimento”!

Siiiii, de toda la vida ha existido escasez. Unos siempre han vivido en la opulencia y otros malvivido en la miseria. Nada nuevo bajo el sol hermanos TJ.
“Habrá grandes terremotos.” (Lucas 21:11.) Como promedio, desde 1914 la cantidad de las personas que han muerto cada año debido a terremotos ha sido unas diez veces mayor que en siglos anteriores. Considere solo algunos de los principales temblores y la cantidad de muertes que causaron: 1920, China, 200.000; 1923, Japón, 99.300; 1939, Turquía, 32.700; 1970, Perú, 66.800, y 1976, China, alrededor de 240.000 (o, según algunas fuentes, 800.000). ¡Ciertamente “grandes terremotos”!

Jajajajajaja, esta señal si que es la leche. Dicen que la cantidad de muertos por terremotos es hoy día diez veces mayor que en siglos anteriores. Toma¡, no te jode¡. Es que la cantidad de personas que viven hacinadas hoy día en las ciudades de China, Japón o Turquía es la mismita que en siglos pasados. Vamos , que nuestros amigos TJ se pasan por el forro el epicentro de los terremotos, su intensidad, y la densidad poblacional de las zonas de alcance. Vamos, que el número de habitantes de una ciudad japonesa es hoy día la misma que en siglos anteriores(las ciudades no crecen, siempre tienen la misma población para los TJ, jejejej).
La tierra desde que se formó ha manifestado su actividad geotérmica interna en forma de movimientos tectónicos y sus consecuentes volcanes y terremotos. En la era que vivimos, está actividad es infinitamente menor que en eras anteriores, pero claro, antes había un terremoto y se cargaba ¿dos dinosaurios?, y ahora un terremoto con epicentro en una ciudad de Japón de 10 millones de habitantes se carga a 100.000 (el mismo en la India, con la misma intensidad, y la misma densidad poblacional , se cargaría a 1 millón, porque allí las casas no están precisamente hechas para soportar estos temblores). Pero da igual todo esto, son tonterías sin importancia para los TJ. El dato es que el numero de muertos hoy día por terremotos es diez veces mayor, y no se hable más. Palabra de Yaveh.
“En un lugar tras otro pestes.” (Lucas 21:11.) Inmediatamente después de la I Guerra Mundial unos 21.000.000 de personas murieron de la gripe española. Science Digest informó: “Jamás en la historia había habido una calamidad mortífera más severa ni rápida”. Desde entonces, las enfermedades cardíacas, el cáncer, el SIDA y muchas otras plagas han causado la muerte de centenares de millones de personas.

De verdad, no os podéis imaginar las carcajadas de risa que me entran al leer estas cosas. Los tíos te mezclan enfermedades infectocontagiosas, con enfermedades cardiacas, con enfermedades cancerígenas, las categorizan como "Plagas", y se quedan tan anchos¡¡¡. La etiopatogenia desde luego no parece que les importe mucho a nuestros queridos TJ. No se podía esperar menos de una secta que prohibe hacerse una transfusión de sangre aún estando en juego la vida porque no se que coño de versículo de su biblia dice que es "pecado".
“Aumento del desafuero.” (Mateo 24:12.) Se reconoce que desde 1914 nuestro mundo ha sido un mundo de crimen y violencia. En muchos lugares nadie se siente seguro en las calles, ni siquiera durante el día. Por la noche la gente permanece en sus hogares tras puertas cerradas con llave y aseguradas, con temor de salir.

¿1914 otra vez?¿Que ocurrió en esa fecha para que esta gente haga tanto referencia a ella?.¿Será por la I guerra mundial?. Por lo que se ve, antes de 1914 el mundo era un lugar rebosante de pacifismo y benevolencia, no existía ni el crimen ni la violencia...
Se predijeron muchas otras cosas para los últimos días, y todas también se están cumpliendo. Esto significa que el fin del mundo está cerca. Felizmente, sin embargo, habrá sobrevivientes. Después de decir que “el mundo va pasando”, la Biblia promete: “El que hace la voluntad de Dios permanece para siempre”. (1 Juan 2:17.)
De modo que tenemos que aprender la voluntad de Dios y hacerla. Entonces podemos sobrevivir al fin de este mundo y disfrutar eternamente de las bendiciones del nuevo mundo de Dios. La Biblia promete que en aquel tiempo: “Dios [...] limpiará toda lágrima de [los] ojos [de la gente], y la muerte no será más, ni existirá ya más lamento ni clamor ni dolor”. (Revelación 21:3, 4.)

Ya sabéis, el fin del mundo está cerca (er mileniarismo fa cheggarrrrrr).¿Habéis sido buenoss?¿Habéis cumplido la voluntad de Dios?¿Sí?. Pues entonces SOBREVIVIRÉIS y disfrutaréis eternamente del nuevo mundo de Dios. Los que hemos sido malos y no hemos cumplido con la voluntad del todopoderoso, nos joderemos, y nos conformaremos cantando aquella canción de "Sobrevivireeeeé, eeeeeeeeé, buscaré un hoteeeeeell, entre los escombros, de mi soledaaaaaaaaad....."
Bueno ya concluyendo y fuera de bromas, pienso que este tipo de religiones que están reconocidas legalmente como tal en nuestro país, son unas sectas muy peligrosas. Son muchos los que han podido salir de esta organización y han revelado el calvario que han padecido, no ya sólo cuando estaban, sino también después de haber salido. Los testigos de Jehova han generado polémica y son conocidos por el tema de las transfusiones, pero esto es sólo la punta del iceberg. Detrás de esta religión hay una organización muy poderosa , Watchtower Society ,que extiende sus tentáculos por muchos países y se lucra realizando distintas actividades.
Consejo: No os dejéis lavar el cerebro por estas personas. Si algún día recibís una visita como la que yo tuve, hacer caso omiso, y si por cualquier cosa les abrís e intentan convenceros de algo, simplemente decidles: "Lo siento, pero yo de política no entiendo", y les cerráis la puerta.

0 comentarios: